Cómo poner a salvo tus recuerdos e información importante

Herramientas para guardar de forma segura tus archivos y otros datos

Recuerdos verano

Un día discutíamos en mi familia acerca de si nuestros recuerdos son fruto de nuestra buena (o mala) memoria o los reconstruías con posterioridad a través de las fotos que has ido viendo sobre determinados acontecimientos. Yo creo que hay una mezcla de ambos, porque es difícil establecer la frontera que separa los recuerdos auténticos de los reconstruidosLa forma en la que elaboramos los recuerdos es un tema que ocupa a muchos investigadores y neurocientíficos. En realidad, un recuerdo es un proceso corporal por el que nuestras neuronas traen al presenten una vivencia ante un estímulo determinado y éste bien puede ser una fotografía.

Y lo cierto es que las fotografías tienen un gran poder evocador, son los guardianes de nuestros recuerdos. En la época en que las fotos se revelaban, siempre disponías del soporte físico que, a no ser que tuvieras una desgracia, siempre estaba allí. En este sentido, piensa en lo que más te dolería perder (refiriéndome a cosas materiales) en una catástrofe. Para mí, serían las fotos, es lo único que no podrías recuperar de ninguna forma.

Luego todo cambió con la fotografía digital. Aunque había ventajas evidentes frente a la tradicional, nos topamos con un doble problema: por un lado, la acumulación ingente de fotos, muchas de ellas apenas diferentes. Como no se acaba el “carrete” tiramos fotos sin control. Pero, por otro lado, ¿cómo y dónde guardamos esas fotos? Porque el disco duro del ordenador tiene una capacidad limitada y además corres el riesgo de que se estropee.

Los discos duros externos

Entonces te comprabas un disco duro externo, pero tenías que asegurarte que tenías siempre actualizado el disco, que no borrabas la tarjeta de memoria antes de pasar las fotos al disco duro, y eso lleva su tiempo y disciplina. Desde luego para mí era un quebradero de cabeza mantenerme al día con las copias de seguridad. A veces me planteaba llevar fotos a revelar para tenerlas, al menos, en soporte físico. Pero nunca encontraba el tiempo para hacer la selección y llevarlas. Otra alternativa es hacer un album a través de servicios digitales como el de Hoffman o Fotoprix, pero también implicaba una inversión considerable de tiempo.

No obstante, el disco duro tiene otro inconveniente y es que también se puede romper o estropear. Y doy fe de ello porque a mí me pasó y perdí todas las fotos de año y medio, incluidas las fotos del primer año de mi hijo mayor 😥

Servicios en la nube

Servicios en la nube

La nube permite acceder a muchos servicios y compartir información de forma segura

Hasta que aparecieron los servicios de almacenamiento en la nube. Para empezar, ¿qué es la nube? Es un término que hace referencia a los servicios que puedes acceder a través de Internet. Si tienes, por ejemplo, una cuenta de correo en Hotmail o Yahoo, ya estás utilizando ese tipo de servicios.

Pues los servicios de almacenamiento en la nube no son más que la posibilidad de acceder a un enorme disco duro con la capacidad que precises y con los servicios de copia de seguridad necesarios para asegurar que no pierdes la información.

Ventajas de la nube. Acceso desde cualquier dispositivo

Ventajas de la nube. Acceso desde cualquier dispositivo

Yo empecé utilizando GOOGLE DRIVE. Por tener una cuenta de Gmail te daban 15 GB de espacio gratuito. Pero eso no era suficiente para guardar fotos y vídeos. No obstante, me pareció una buena solución para guardar todos los documentos que creaba en el ordenador: cartas, trabajos, presentaciones, etc… Con este servicio se incluye a las aplicaciones tipo office de forma gratuita (hojas de cálculo, procesador de texto, etc..) Una ventaja fundamental de este servicio es que tienes tus documentos disponibles en cualquier dispositivo (PC, tablet, móvil) y no tienes que hacer nada para mantener tus documentos a salvo. Te instalas la aplicación en tu PC y utilizas la carpeta que te crea para almacenar todos tu material. Cada vez que guardas un documento te lo sincroniza con la nube y listo.

Luego descubrí DROPBOX. Con este servicio, empiezas con 2Gb gratuitos pero puedes ir ampliando si invitas a tus amigos. Por cada amigo que se registra, 500 MB adicionales. Después de probar la versión gratuita, como me gustó mucho,decidí hacerme una cuenta premium de 500GB (9,99€/mes) y la dedicaba exclusivamente a fotos y vídeos. Hace poco me ampliaron, con la misma cuota anual, a 1 TB (1.000 GB). Al igual que con Drive, tienes tus archivos disponibles en cualquier dispositivo. Pero lo que más me gusta es que te sincroniza automáticamente todas las fotos que hagas con tu móvil sin que tú tengas que hacer nada. Es una gran tranquilidad. Otra funcionalidad que está muy bien es poder compartir tus fotos y vídeos con quien quieras, sin necesidad de enviar archivos muy pesados por email, pudiendo limitar tanto el acceso por carpetas como el tiempo que están disponibles para descarga. Por último, con Dropbox, cualquier pantallazo que hagas en tu ordenador también te lo sube a la nube.

Otra alternativa interesante es ONE DRIVE de Microsoft. Ofrece planes desde 15 GB gratuitos hasta la opción más cara que son 7€/mes con 1 TB de almacenamiento y que te incluye Office 365. Yo no lo he probado pero tiene buena pinta.

Guarda tu agenda

¿Y la agenda de teléfonos? ¿Cuántas veces has llorado porque habías cambiado de teléfono (o perdido o te había robado) y habías perdido todos tus contactos? Unos años antes de tener smartphone, decidí volver a la agenda escrita de toda la vida, y en el móvil sólo llevaba los habituales. Estaba harta de teclearme la agenda una y otra vez!! Actualmente utilizo la agenda de contactos de GMAIL lo que me permite tener siempre actualizados mis contactos y no perderlos. Cuando me compré mi segundo smartphone tardé 5 minutos en tenerlo a punto con mis contactos. Mi recomendación en este caso es utilizar un servicio de correo que permita tener tus contactos sincronizados con tu teléfono y acceder desde cualquier dispositivo.

Digitaliza tus documentos

Una vuelta de tuerca adicional. Ahora que ya sabes dónde guardar tus documentos de forma segura y cómo acceder a ellos desde cualquier dispositivo, ¿por qué no digitalizar tus documentos más importantes? Así podrás tener una copia guardada, deshacerte de algún que otro papel innecesario y tener disponibles de forma inmediata documentos como el DNI, un pasaporte, el libro de familia. Hace años que no fotocopio un documento de este tipo.

Para ello yo uso una app en el móvil que se llama CAMSCANNER. Funciona como una cámara de fotos, puedes escanear varias páginas de una vez y te lo guarda en un formato pdf. Desde el propio teléfono te lo puedes subir a tu repositorio. ¡Listo!

Con estas herramientas te aseguras de tener siempre tus datos (y tus recuerdos) siempre seguros. Empieza a utilizarlas ya para no lamentarte después.

 

 

 

 

Pide un deseo

Haciendo listas

Aunque la lista de la compra es la que a todo el mundo le viene a la cabeza cuando piensa en listas, vivimos rodeados de listas: lista de las mujeres más guapas, de los hombres más elegantes, las mejores apps, los libros imprescindibles para el verano, los restaurantes más caros del mundo. En fin, que nos pasamos el día haciendo listados de todo. Por no mencionar la manía que nos ha dado a todos ahora por escribir listas de imprescindibles para todo: para estar bella, para triunfar, para hacer los mejores bizcochos, para la vuelta al cole, para preparase una marathon, para ligar,

Yo soy muy de hacerme listas: de tareas pendientes, de cosas que tengo que comprar, de libros que quiero leer, sitos web que me gustan, tiendas de ropa, etc… Me he acostumbrado tanto que ya no puedo prescindir de ellas. Pero, por encima de todas, la lista que más me mola es mi lista de los deseos. No recuerdo dónde lo leí, pero decía algo así como que cuando deseas algo se te queda de alguna manera grabado en lo más recóndito de tu mente y todo lo que haces suele estar encaminado a conseguirlo. Lo tienes tan interiorizado que inconscientemente lo buscas y estás más receptivo a encontrarlo. Pero no basta con desearlo, hay que trabajar y poner los medios para que ocurra (esto sí recuerdo que lo leí en el libro La Buena Suerte de Alex Rovira y Fernando Trías de Bes, que si no os habéis leído os recomiendo). Porque por desear, yo deseo que me toque la lotería, pero eso ya es cuestión de azar, no hay nada que puedas hacer por tu parte para ponerlo de tu parte.

Pero volviendo a los deseos, existen deseos relacionados con la superación y realización personal o con tu proyecto vital, que son objetivos a largo plazo y que claramente no hace falta apuntarlos, porque son pocos y los tienes muy presentes. Pero hay otros deseos más prosaicos, más terrenales, aquellas cosas que te apetece tener, ya sean necesarias o simples caprichos, y que pueden ser de lo más variados: desde hacer un curso de cocina japonesa hasta viajar a Chile, pasando por comprarte unos zapatos de tacón negros. Ya sea por falta de tiempo o de dinero, todos los deseos no son realizables al momento. Además, tenerlos al instante no tiene gracia, elimina por completo la satisfacción de haberlo conseguido después de un tiempo de espera. Por eso es tan útil apuntarlos.

Yo llevo varios años elaborando mi lista de deseos y cada vez que la reviso me llevo grandes alegrías, porque sin darme cuenta se han ido cumpliendo todos. Algunos los voy eliminando o voy añadiendo nuevos. Os aconsejo que os hagáis la vuestra porque funciona de maravilla. El otro día que fue mi cumpleaños eliminé una de las cosas que tenía desde hacía al menos 5 años!! Gracias maridín por el super regalo 🙂

Antes de que salieran estos móviles inteligentes que tienen de todo, llevaba un cuadernito donde apuntaba todas mis listas, pero era difícil de encontrar cada cosa o de tenerlas ordenadas. Hasta que descubrí un par de apps que para mí son imprescindibles y con las que no sabría vivir:

Logo Evernote EVERNOTE: El día que descubrí está app cambió mi vida. Vale, es un poco exageración, pero os invito a probarla y me contáis, porque os aseguro que es maravillosa. Es tan potente que existen versiones para empresa y ya se utiliza a nivel corporativo para compartir información de proyectos. Evernote no es más que una gran libreta de notas donde agrupar un montón de información dispersa. Puedes crear libretas por temas o crear notas sueltas y permite añadir información en distintos formatos: texto, manuscrita, fotos, vídeos, webs. Lo mejor de esta app es que, con una sola cuenta, te permite acceder desde cualquier dispositivo: PC, tablet o teléfono, con lo que siempre tienes a mano tus listas para consultar, actualizar, añadir. Mientras navegas puedes añadir webs directamente a la aplicación. Y es muy fácil tenerla siempre en orden y encontrar lo que buscas.

Logo WunderlistWUNDERLIST: esta app sirve para gestionar tareas. La acabo de descubrir, porque antes usaba una que se llamaba ASTRID pero desapareció del mapa :-(. La diferencia con EVERNOTE es que ésta está más especializada en tareas, permite priorizarlas, añadir fecha límite de realización y asignársela a alguien. Te permite agrupar las tareas en categorías, algunas de las cuales ya vienen por defecto, pero otras las puedes crear a tu gusto. Es muy útil si, por ejemplo, estáis organizando cualquier asunto con más personas porque podéis ir asignando responsabilidades a cada uno. Yo la uso bastante para recordatorios del tipo: llamar a fulanita, renovar el seguro médico o pedir cita al médico. Seguro que os pasa que vas a una revisión y te dicen que vuelvas el año que viene y luego nunca sabes cuándo te toca. Al igual que EVERNOTE la puedes tener sincronizada en el PC, tablet y teléfono. 

Os invito a que probéis estas dos apps y sobre todo a que os hagáis vuestra lista de deseos.

 

 

Barra libre de música

Hace más de una año que inicie esté blog y mi idea era hablar de las compras online. Y escogí el nombre porque con Internet no existen horarios para hacer las compras: cualquier día, a cualquier hora, desde cualquier lugar son buenos para poder comprar. Por ejemplo, el día que volví de vacaciones, por la tarde tenía la despensa y la nevera llena, gracias a que desde mi retiro estival pude hacer los pedidos y solicitar la entrega en el horario que me convenía (ver sugerencias aquí y aquí)

Pero la revolución digital está transformándolo todo siendo el móvil el protagonista de moda. La aparición de los smartphones ha conseguido que podamos estar conectados las 24 horas. Ya no son solo compras, es toda nuestra vida la que gira alrededor de este aparatito, para bien o para mal. Y aunque se observan ciertos comportamiento obsesivos y dependientes, prefiero una visión optimista y destacar los aspectos positivos que nos ha aportado. Por eso, hoy empiezo una nueva sección en mi blog dedicada a las apps y otras herramientas de Internet, donde os contaré mis preferidas, aquellas de las que no puedo prescindir ya o las que han cambiado nuestra forma de consumir o relacionarnos. Y mi blog ahora es el blog de la vida conectada.

Sigue leyendo