La compra del super


Supermercado1Una de las primeras compras que hice a través de Internet fue la compra del supermercado. Si, en general, me gusta poco ir de compras, hacer la compra del supermercado se encuentra entre mis obligaciones más aborrecidas: Empujar el carro, cada vez más pesado, por esos pasillos interminables, esquivando otros compradores, elegir entre millones de opciones (la sección de yogures es de cortarse las venas), pasar la compra por caja, llenar el carro, cargar en el coche, descargar en casa, colocar todo en su sitio…. ¡un horror!

Siempre pensé que la compra online aliviaría parte de esta carga, pero me equivoqué. Desde aquellas primeras compras que hice allá por el año 2001, la compra del super online no ha mejorado demasiado, salvo algunas excepciones. He llegado a la conclusión de que a las grandes superficies no les interesa mejorar su servicio de venta online, porque creo que reducirían su facturación por comprador. La visita al centro invita a consumir más, es más fácil tentarte con ofertas o productos nuevos e incluso tú mismo caes en los “poyaques” (pues ya que estoy aquí, voy a ver si encuentro…). Aparte, en estos hipermercados, además de comida tienen otros productos que, desde casa, y con un lista de la compra medianamente elaborada y cerrada, no comprarías jamás.

Carrito-supermercadoYo trato de invertir el menor tiempo posible en la compra, por lo que me gustan los supermercados pequeños, que puedas recorrer en poco tiempo y que la oferta de productos no sea infinita para poder elegir rápido. En este sentido, me gusta mucho Mercadona, (que además tiene una marca blanca fabulosa) aunque, por desgracia, no reparte a mi casa 😦 En esta línea, estuve el otro día en Carrefour Market y me dio muy buen impresión. No hice gran compra, pero reparten a mi casa, así que la próxima vez que me toque llenar el carrito lo probaré.

Como he comentado, hace muchos años hice varias compras del super online, en concreto en El Corte Inglés y Caprabo, que eran de los pocos que tenían esta opción. Pero el servicio no era bueno, se dejaban productos, te sustituían otros sin avisar…bastante frustrante.

Desde entonces, no he vuelto a comprar online, pero el otro día no me quedó más remedio, así que probé varias opciones, revisitando algunos sitios para ver si habían mejorado. En general, la experiencia de compra en la mayoría de los sitios es mala, las webs son lentas, la información de los productos que ofrecen es insuficiente y el proceso, al final, se hace muy tedioso. Casi tardas menos en ir a la tienda!!

Carritus: La idea de este sitio es muy atractiva, porque te ofrecen comparar tu compra en varios supermercados de los que reparten en tu zona y quedarte con la mejor opción. El proceso de compra es un poco lento y el surtido de productos es limitado, con respecto al catálogo del centro. Pero en la práctica esa comparativa de precios es engañosa, porque no todos los productos que eliges en un supermercado tienen su equivalente en el otro. Por ejemplo, a mitad de compra observé que los productos seleccionados en Carrefour eran más baratos en El Corte Inglés. Me pareció extraño, así que hice la prueba de cambiar de centro. Tuve que cambiar algunos productos, por lo que al final resultó que no era más barato.

Carrefour: Una experiencia de compra francamente mejorable. Llegar a cada producto es lento, con necesidad de hacer varios clicks; la imagen de cada producto es enana; cuando seleccionas una categoría, la vista previa de productos te indica el precio total, pero no el precio por unidad para poder comparar precios, por lo que te obliga a entrar en cada producto donde sí se ofrece esa información (por ejemplo, es difícil comparar un envase de 1kg a 1,35€ con un envase de 750gr a 1,19€). No completé la compra.

Tu Despensa: Esta es la mejor web de supermercado que he conocido hasta el momento y se nota que vive exclusivamente de la venta online. El proceso de compra es muy ágil, con un  buen motor de búsqueda y ofrece una cosa que no había visto nunca en supermercados online: puedes leer en detalle y con claridad la etiqueta de todos los productos. Me parece fundamental, porque suelo leer habitualmente la composición de los productos, sobretodo si se trata de uno nuevo. Además, te indican siempre los productos en oferta y tienen un horario de entrega muy amplio. Me hizo mucha gracia que al finalizar la compra me dijese los kilos que me ahorré de cargar!! Un buen enganche para el consumidor. El único pero que le pondría es que me dio la impresión de que la compra me salió un pelín más cara de lo habitual (en comparación con Mercadona)

Para productos frescos, prefiero comprar en tiendas especializadas, de las que hablaré en las próximas semanas.
Anuncios

3 pensamientos en “La compra del super

  1. Pingback: La web refinitiva para la compra del súper | Abierto 24 horas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s